Google+ Followers

Mostrando entradas con la etiqueta hojas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta hojas. Mostrar todas las entradas

lunes, 24 de abril de 2017

MOMENTOS E INSTANTES...




La tarde, va cayendo en medio de una calma absoluta... Solo  interrumpida por la monotonía del tic- tac, tic-tac del reloj. Miró a través de la ventana, en voz alta le dijo llamando su atención: 

-Ya es primavera, salgamos a llenarnos los ojos de verde, de colores de aromas-

-¡Sí, si, salgamos!-

La pequeña, graciosa y ágil, la siguió por la senda. A su alrededor mariposas de colores elevándose por el aire húmedo de la tarde, danzaban en un mágico ritual rozando hojas y flores, como pequeñas hadas  entre las florecillas silvestre.

- ¿Es bello el campo, verdad? ¿Te gusta...?-
- ¡Claro!
- Respondió la niña con una sonrisa dulce -

Árboles que parecen eternamente jóvenes, custodiaban sus  pasos... Con las manos entrelazadas caminan, entre ellos...
                

                                                                                         Campo de trigo con cipreses V. Van Gohg

 -Si observas a las flores, veras como elevan sus pálidos pétalos, buscando los rayos del sol. La niña las observa con detenimiento.

-¡Cómo brillan!¡me encantan!-

Contenta por el hallazgo se concentró curiosa como siempre, y una a una las fue observando detenidamente. Con toda  la naturalidad del mundo con voz cantarina exclama:

-¡Ah... brillan  porque son jóvenes, acaban de nacer!-

Ella, también observó las diminutas flores que la pequeña con delicadeza, entre sus pequeñas manos sostenían y que con tanta emoción, observaba... Entendiendo que hay momentos e instantes que pueden cobrar verdadera fuerza y dar un sentido completo a la vida...

-Mira, el trigo está madurando, se está despertando a la vida y las amapolas les hace compañía!-

                                                                       
                                                                       Campo de trigo con amapolas V. Van Gohg

Atrayéndola hacia si, rodeándola con sus brazos, acurrucándola, tiernamente  la beso. Con verdadero agrado, comprobó cómo sus pequeñas narraciones, sobre las flores y la naturaleza, iban dejando su huella en su alma infantil.  
Entre sus brazos, mirando hacia la bóveda celestial llena  de júbilo, exclama:

- Abu, ¿has visto? !En el cielo hay una alondra¡-

                                                                                                  Campo de trigo y alondra V. Van Gogh 

Allí, en medio rodeadas de tanta belleza, no pudo evitar perderse en el tiempo... Entrando en el mundo y en la auténtica inspiración llena de pinceladas de colores de "el pintor incomprendido".
En todo el tiempo que duró su incursión, en plena naturaleza perdieron la noción de las horas, engrandeciendo su propio mundo interior...
Un mundo que está al alcance de todos, pero que a veces no sabemos mirar, ni percatar lo fantástico... El bellísimo tesoro, que esconde la naturaleza,  la vida...



Mi más ferviente admiración hacia este gran maestro de la pintura.


Vincent Willem van Gogh fue un pintor neerlandés, uno de los principales exponentes del postimpresionismo. Fecha de nacimiento: 30 de marzo de 1853, Zundert, Países Bajos.

Fecha de la muerte: 29 de julio de 1890,
Auvers-sur-Oise, Francia Pintó unos 900 cuadros (entre ellos 27 autorretratos y 148 acuarelas) y realizó más de 1600 dibujos. Su hermano menor Theo, marchante de arte en París,  fue una figura central en su vida quien le prestó apoyo financiero de manera continua y desinteresada. La calidad de su obra fue reconocida solo después de su muerte, en una exposición retrospectiva en 1890, considerándose en la actualidad uno de los grandes maestros de la historia de la pintura. Influyó grandemente en el arte del siglo XX, especialmente entre los expresionistas alemanes. 

Falleció a los 37 años,por una herida de bala de pistola; aún no se sabe con seguridad si fue un suicidio o un homicidio involuntario. A pesar de que existe una tendencia general a especular que su enfermedad mental influyese en su pintura, el crítico de arte Robert Hughes cree que las obras del artista están ejecutadas bajo un completo control; de hecho, el pintor jamás trabajó en los periodos en los que estaba enfermo.


Obras seleccionadas
La noche estrellada sobre el Ródano, 1888
La cosecha, 1888
El huerto blanco, 1888
El dormitorio, 1888
El puente de Langlois, 1888
La casa amarilla, 1888
La noche, 1889
Campo de olivos, 1889
Los girasoles, 1888
Lirios, 1890
Campo de trigo con cuervos, 1890
El puente de Langlois en Arles, 1888
El Moulin de la Galette, 1887
La italiana, 1887
Retrato del artista, 1887
El salón de baile en Arles, 1888
Retrato de Eugène Boch, 1888
La habitación de Arles, 1889
Autorretrato, 1889
Retrato del doctor Gachet, 1890
Campos en Cordeville, 1890













viernes, 24 de mayo de 2013

VIVENCIAS DEL CAMINO


  


   Hay momentos  en la vida donde debemos hacer un paréntesis y alejarnos de nuestra vida cotidiana para poner un poco de paz  en nuestro mundo interior.

Si logras amistarte con tu corazón te puedo garantizar que nunca te sentirás sól@ tendrás la suficiente valentía para cada proyecto que desees emprender y para cada decisión que necesites tomar.

Estos fueron los pensamientos que me llevo hacer en solitario, el Camino de Santiago, en Agosto del 2010.  Una de las experiencias  más gratificante  que he tenido en mi vida.

Como amante del  senderismo  y la naturaleza,   fue un gozo para mis sentidos  por sus paisajes llenos de contrastes, paz y silencio sintiendo en cada recodo del camino sensaciones  que llenaban todas las fibras de mí ser.

La lluvia es fina, suave… Acaricia mi cara, gotean las hojas de los eucaliptos, el olor que desprende cada vez es más intenso...

La tierra  bebe se alimenta de éste don generoso, el olor a tierra mojada lo impregna todo...
Yo… Disfruto de todas estas sensaciones, vida... más vida... más vida... 

En ésta fusión con la tierra y el agua empiezo a subir una pendiente de piedras resbaladizas por el agua que empapa mis pies, la subo despacio... Despacio… disfrutándola...Mis cinco sentido en alerta, sintiendo en todo mí ser cansancio y gozo al mismo tiempo, siendo consciente que estos momentos que estoy viviendo son irrepetibles y únicos. Después de subir ésta hermosa cuesta por todas las sensaciones que me ha hecho vivir, entro en la provincia de la Coruña.
                                                                       

Las conífera, pinos y eucaliptos gigante que se entrelazan, siguen siendo mis únicos compañeros de viaje.




Vivencias del camino

El camino se va estrechando a medida que avanzo empiezo a  escuchar el sonido de una campana ¿qué será….? Sigo caminando… A lo lejos veo una manada de vacas lecheras, de color marrón  gordas  y hermosas con la ubres llenas de leche.


                                                                         

                                                                    
           
                                                              

Vienen de frente hacia mi ¡Dios mío! ¿Qué hago?  miro a mi alrededor  el camino es estrecho con alambres a ambos lado. ¡No tengo donde cobijarme! oigo una voz que me dice.

-No se asuste, son muy buenas, quédese quieta, sin hacer ruido y no tenga miedo.
Me miro el jersey  que llevo puesto  ¡de color rojo¡

 (En estos momentos me gustaría ser como Pulgarcito y meterme en un repollo de los muchos que hay en el camino). Pero vuelvo a la realidad y veo que las tengo delante de mí.


                                                          


                                          

    
Me quedo quieta mejor dicho  ¡inmóvil! por el rabillo del ojo las veo pasar una a una por mi lado. No me atrevo a mirarlas...

Pasan rozándome por el cuerpo ¡qué valor tienen los toreros ¡Quiero tranquilizarme,  los minutos se me hacen eternos. ¡Por fin! veo a la chica que me dice:
¿Ha pasado miedo…?

Su perro un pastor alemán empieza a lamerme y a mover el rabo, lo acaricio.
Tranquilizándome, le contesto a la chica:

-Figúrate  sola,  con estas vacas delante de mí... Ella se ríe…, y empezamos a reírnos  juntas, yo con risa nerviosa, ella se ríe de ver mi cara de susto...

Sigue hablando y comenta - Es complicado pasar las vacas de un prado a otro pero…, no tengo otro lugar para hacerlo. El camino  hay que compartirlo con los peregrinos.


                                                     

                                                                              

                                                                               

                                                                      

Ellas duermen en un establo por la noche, por la mañana tengo que llevarla a comer al prado. Procuro hacerlo cuando no veo ningún peregrino. Esta vez cuando me doy cuenta estaba usted delante ya no había marcha atrás. Son muy buenas si no se les provocan...

-Contesto - Ya… ya…, le digo un poco asustada, espero que la próxima vez si me encuentro otra manada de vacas el camino sea más ancho y así poder disfrutar del espectáculo, pero sin miedo...

Me despido de ella y Damián su perro,se pone a dos patas encima de mí  dándome un abrazo de despedida. “Buen camino “- contesto-  “buen camino”.


                                                                       
Esta situación vivida me llevó por un instante a pensar en la  muerte. El miedo a morir a veces nos puede provocar, ansiedad y obsesiones, quizás pasamos  demasiado tiempo inútilmente, pensando en nuestra propia muerte aun a sabiendas que la muerte va ligada a nuestra vida.

Desde el momento que nacemos  conocemos el final de nuestro destino, sin embargo el temor a morir puede ser tan intenso pensando que algo malo nos sucederá,que nos provoca estados de tristeza quitándonos  felicidad al momento que nos ha tocado vivir.



Mario Benedetti, bien supo expresarlo  “Después de todo la muerte es sólo un síntoma de que hubo vida”.

 Todos somos mortales. Al nacer traemos fecha de caducidad y aceptarlo no implica tener que vivir una vida llena de angustias y miedos.

Quiero y deseo  disfrutar de los días de mi vida. Aprendiendo a vivir con una realidad que no puedo ni podemos, cambiar. 

La vida es demasiado hermosa para disfrutarla y vivir ...Sin temor a nada...



Nadie como el poeta Pablo Neruda supo expresarlo mejor

 "Muere lentamente quien no viaja,quien no lee,quien no oye música,

quien no encuentra gracia en sí mismo.

Muere lentamente

quien destruye su amor propio,

quien no se deja ayudar.

Muere lentamente
quien se transforma en esclavo del hábito
repitiendo todos los días los mismos
trayectos,
quien no cambia de marca,
no se atreve a cambiar el color de su
vestimenta
o bien no conversa con quien no
conoce.
Muere lentamente
quien evita una pasión y su remolino
de emociones,
justamente estas que regresan el brillo
a los ojos y restauran los corazones
destrozados.
Muere lentamente
quien no gira el volante cuando está infeliz
con su trabajo, o su amor,
quien no arriesga lo cierto ni lo incierto para ir
detrás de un sueño
quien no se permite, ni siquiera una vez en su vida,
huir de los consejos sensatos...
¡Vive hoy!
¡Arriesga hoy!
¡Hazlo hoy!
¡No te dejes morir lentamente!
¡NO TE IMPIDAS SER FELIZ! "   

                                           
Pablo Neruda
Nombre completo: Neftalí Ricardo Eliecer Reyes Basoalto, con el seudónimo Pablo Neruda
Lugar de nacimiento: Parral, Chile
Fecha de nacimiento: 12 de julio de 1904
Murió: 23 de septiembre de 1973
Géneros literarios: Poesía